Brújulas adhesivas para no perder el Norte

Si eres un aventurero y te gusta explorar lugares desconocidos por las montañas, los campos, ciudades lejanas y/o mar abierto sin perder el rumbo, no te basta con un simple mapa. Sabes que no puedes prescindir de una brújula para orientarte y determinar la dirección en la que debes continuar dependiendo del lugar en el que te encuentras exactamente. Con una brújula adhesiva podrás consultar cómodamente siempre que lo necesites dónde está el norte y el sur porque son muy pequeñas, muy fáciles de llevar, nada pesadas y puedes pegarlas en cualquier sitio sin excepción alguna.

Uno de los mejores inventos del hombre fue la brújula. Gracias a ella podemos explorar nuevos caminos y lugares sin miedo a perdernos. El mapa no nos ayuda a orientarnos y ubicarnos pero la brújula si, por eso, es un instrumento que no debe faltar en un kit de supervivencia. Desde sus orígenes en el 2.500 antes de Cristo es ampliamente utilizada. Sin ella, en algunas ocasiones se hace imposible continuar la misión por mar o tierra.

La brújula es un objeto práctico que permite determinar la orientación con respecto a la superficie a través de una aguja que indica la dirección del norte magnético con gran y perfecta exactitud. Hasta hoy día se ha presentado en un recipiente redondo, parecido a la esfera de un reloj, con tapa transparente (de cristal generalmente), dejando ver claramente una aguja imantada superpuesta sobre un eje o flotando en un medio acuoso (como el keroseno, para mayor estabilidad a la hora de indicar el norte).

Pasar de un instrumento de cristal con una aguja imantada que se guía según el norte a una “pegatina” de tamaño muy pequeño que realiza la misma función, no sólo es impensable sino que es admirable. Conseguir facilitar la labor de los aventureros de esta forma tan práctica, sencilla, económica y cómoda resulta uno de los mejores inventos chinos para contribuir a la seguridad en superficies terrestres poco identificables o difíciles de explorar.

Las brújulas adhesivas se pueden pegar a todo tipo de materiales sin necesitar ningún instrumento especial para su funcionamiento, mantenimiento ni visualización, pues puede adherirse a una libreta, a un mapa, a la piel, a un objeto electrónico, a la ropa… Son múltiples las posibilidades que una brújula adhesiva permite. Su ubicación realmente debe ser práctica, con lo cual, sería recomendable adherirla en un lugar fácil y rápido de visualizar para facilitar la labor y entender que la evolución de las brújulas pasando de cristal a adhesivas ha sido un avance revolucionario para no perder el rumbo en la vida.

Comprar Mini Brújula al mejor precio: 1.21€

Más ideas para regalos originales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.